Feeds:
Posts
Comments

Posts Tagged ‘Daniel Mordzinski’

“Miau Tsé Tung y Miss Oginia van de una punta a la otra de la casa al ritmo de Schumman o de un bolero. Se posan sobre textos inacabados, apuntes de siglos y periódicos de ayer. Los gatos más cultos del país rastrean los libros y se topan con la crónica definitiva de México. Carlos Monsiváis los acaricia y escribe. Construye y explica con la lucidez de los sabios, una historia social y cultural que ya nadie entiende,  de Portraits d’écrivains mexicains, de Daniel Mordzinski y Gastón García

Carlos Monsivais en el Hay Festival de Cartagenas, fotografía de Daniel Mordzinski

Advertisements

Read Full Post »

Saramago en Lanzarote, fotografía de Daniel Mordzinski

Read Full Post »

PORTRAITS-DECRIVAINS-MEXICAINS-Gallimard

Read Full Post »

Unos metros antes de la entrada del pueblo, Peter Florence, otro delirante que es capaz de entusiasmar hasta las piedras, logró rizar el rizo y establecer un festival de literatura, el Hay Festival,  que convoca a miles de personas cada año. Florence, un actor de Shakespeare’s Globe Theatre, montó hace 21 años un par de carpas a la manera del movimiento Woodstock, y con el tiempo acabó definiendo a esto como lo que verdaderamente es: un festival de ideas. A esta cita anual acuden premios Nobel, jóvenes promesas y celebridades de todo el mundo -que se hospedan en las mismas casas del pueblo-, y respiran un aire Woodstock entre libros. Autores como Don DeLillo, Norman Mailler, Toni Morrison, William Golding, Harold Pinter, Ian McIwan y John Updike, o personajes como Bill Clinton en una partida de póquer, son algunos de los que han ayudado a acrecentar el espíritu del festival, “magnánimo pero singular, ambicioso pero íntimo”. A partir de 1996, comenzó su andanada viajera, y llevó sus performances y encuentros por países como Italia, Brasil, España y Colombia. Florence estaba obsesionado con que Gabriel García Márquez participara en Gales, pero le resultaba imposible. La idea se la dio su amigo Carlos Fuentes: si él no viene al festival, que el festival vaya a él. Y así se organizó Cartagena de Indias con un éxito apabullante que repite cada año, como en Bogotá, al igual que en Segovia y Granada. Siempre con el mismo “sello de hedonismo libertario”. Y acá llegamos, a ver si es cierto lo que contaban los amigos y los diarios. Hospedados en un ex priorato con lápidas y tumbas a la vista, el hedonismo libertario del Hay Festival se siente fuerte, pega en la cara, como el viento. Y echamos de menos, hasta que llegue, el ojo de Mordzinski.

Read Full Post »